Biografía de don Pedro Sáinz de Baranda y Borreyro

Posted By on 17 noviembre, 2015

Capitán de fragata.

Fundador de la Armada de México.

Vino al mundo el 13 de marzo de 1787 en San Francisco de Campeche, por estar su padre destinado como Contador Ministro Real de la población, don Pedro Sáinz de Baranda y Cano, natural de Leciñana actual provincia de Álava y doña María Borreyro de la Fuente, natural de Campeche.

Fue enviado por sus padres a la Península, donde elevo petición de carta orden de ingreso en la Corporación, al serle concedida pasó el examen de acceso, sentando plaza de guardiamarina en la Compañía del Departamento de Ferrol el 18 de octubre de 1803. Expediente N.º 3155, folio 750.

De aspirante navegó en diferentes buques en la comprensión del Departamento, por sus buenas notas en todas las materias y prácticas el 9 de noviembre de 1804 se le entregó su despacho de alférez de fragata, pasando a embarcar en el navío San Fulgencio fondeado en Ferrol, incorporado a la escuadra del general don Domingo Grandallana.

El buque pasó al mando del general don Federico Gravina, saliendo de Ferrol con rumbo a la bahía de Cádiz, al arribar los bajeles fueron revisados por los ingenieros, a consecuencia de ello el San Fulgencio pasó a desarme, trasbordando toda su dotación al recién alistado Santa Ana, de 120 cañones, al mando del capitán de navío don José Gardoqui, enarbolando su insignia el general don Ignacio María de Álava, a las órdenes del teniente general don Federico Gravina.

Por orden del vicealmirante Villeneuve la escuadra dio la vela el 20 de octubre de 1805, para al siguiente día entrar en combate contra la escuadra del almirante Nelson sobre el cabo de Trafalgar. Por la formación de ataque del británico dividida su escuadra en dos columnas, la segunda al mando del vicealmirante Cuthbert Collingwood cayó directa sobre el Santa Ana, quien recibió al Royal Sovereign, con tal contundencia que de la primera descarga éste enseño el cobre, de hecho Collingwood trasbordo a la fragata Euryalus, desde donde continuo dando órdenes a sus buques, el español quedo muy mal tratado, tanto que fue apresado, pero al sobrevenir el temporal lo abandonaron los enemigos, siendo recuperado por otros españoles regresando a la bahía de Cádiz. Saín de Baranda resulto con tres heridas graves en el enfrentamiento, pasando en primera instancia al hospital y más tarde al San Fulgencio. Estando en él se le entregó, como a todos los participantes en el combate anterior la real orden del 11 de noviembre con su ascenso al grado de alférez de navío, como Gracia de don Carlos IV.

Permaneció en su buque hasta el 4 de marzo de 1806, por ser destinado a los batallones de Infantería de Marina, de donde pasó embarcado al navío Príncipe de Asturias el 10 de octubre seguido, al ser de nuevo entregado el buque fondeó el 15 siguiente en la bahía de Cádiz. Ante la persistencia de la escuadra británica en el bloque de la bahía, se le entregó el mando de la lancha cañonera número 44, con ella realizó varias salidas aprovechando las noches de calma para hostigar a los británicos.

Viendo que la Armada no resurgía, en marzo de 1808 pidió ser destinado a su tierra natal, le fue concedido y embarcado de transporte en el paquebote Centinela desembarco en Campeche, pasando destinado a revisar las obras de fortificación de la plaza.

Al producirse la insurrección se mantuvo con los realistas, de hecho cuando se produjo en la Península el levantamiento del general Riego en Cabezas de San Juan en 1820 y regresar la Constitución de 1812 fue elegido por las Cortes, pero no regresó a ocupar su puesto. Viendo la flojedad de las tropas españolas decidió pasarse a los insurrectos, siendo elegido por las cortes constituyentes de México diputado suplente.

En agradecimiento por su elección el gobierno mexicano en 1822 lo ascendió a teniente de fragata (indicando con ello conservaban los grados en la Real Armada, como a todos los que cambiaron de bando) pasando destinado a Veracruz, siendo uno de los mandos en dirigir los ataques contra San Juan de Ulúa, comprobando que mientras no se cortase el abastecimiento por mar a la fortaleza sería complicado lograr el éxito final, para ello fue quien formó las primeras unidades en flota tratando de impedirlo, lo que logró provocando la rendición el 23 de noviembre de 1825, siendo el último baluarte en posesión de España en aquellas tierras. Fue nombrado comandante de marina de Veracruz con el grado de teniente de navío.

Por esto, es considerado el primer marino y fundador de la marina mexicana. A su vez y por las mismas razones la fecha institucional de la creación de la Marina de ésta república se enmarca en la misma fecha del fin de la posesión española, el 23 de noviembre, aunque esto él no lo vio, pues oficialmente se dicto así el 21 de noviembre de 1991, cuando era presidente de México don Carlos Salinas de Gortari.

Fue ascendido a capitán de fragata, por un tiempo continuo en el servicio, hasta pasar a ocupar varios puestos políticos, lo que abandonó en 1840, para seguir viviendo se dedicó a realizar actividades empresariales.

Falleció el 16 de diciembre de 1845 en la ciudad de Mérida, cuando contaba con cincuenta y ocho años de edad, siendo enterrado en la catedral de su ciudad natal, de donde en 1987 fueron trasladados sus restos a la Rotonda de las Personas Ilustres en la ciudad de México, con los honores correspondientes.

Mausoleo de don Pedro Sáinz de Baranda y Borreyro, capitán de fragata de la armada Española y fundador de la Armada de México, situado en la Rotonda de Personajes Ilustres en la capital México DF.

Mausoleo de don Pedro Sáinz de Baranda y Borreyro, capitán de fragata de la armada Española y fundador de la Armada de México, situado en la Rotonda de Personajes Ilustres en la capital México DF.

Bibliografía:

Fernández Duro, Cesáreo.: La Armada Española desde la unión de los reinos de Castilla y Aragón. Est. Tipográfico «Sucesores de Rivadeneyra» 9 tomos. Madrid, 1895-1903.

Válgoma y Finestrat, Dalmiro de la. Barón de Válgoma.: Real Compañía de Guardia Marinas y Colegio Naval. Catálogo de pruebas de Caballeros aspirantes. Instituto Histórico de Marina. Madrid, 1944 a 1956. 7 Tomos.

  1. AA. Historia General de España y América. Ediciones Rialp. Madrid, 1985-1987. 19 tomos en 25 volúmenes.

Compilada por Todoavante ©

About the author

Comments

Comments are closed.