Antonio de Ulloa 1887

Posted By on 11 febrero, 2013

Crucero Don Antonio de Ulloa. Colección de don Alfredo Aguilera.

Crucero Don Antonio de Ulloa. Colección de don Alfredo Aguilera.

Crucero de 2ª clase, no protegido, de la serie Infanta Isabel, réplica de los Velasco, construido en el arsenal de La Carraca. Su nombre completo era Don Antonio de Ulloa, apareciendo en diferentes escritos y fuentes como Antonio de Ulloa o simplemente Ulloa.

Su construcción fue dirigida por los ingenieros navales don Prudencio Urculla y don Benito Alzola. Se colocó su quilla el 13 de junio de 1884, el mismo día que se iniciaba la construcción de los cruceros Colón, en La Carraca y Don Juan de Austria, en Cartagena. Botado el 23 de enero de 1887. Entró en servicio en 1887.

Desplazaba 1.150 toneladas. Medía 64 metros de eslora, 9,70 de manga, 5,33 de puntal y 3,86 de calado. Tripulado por 180 hombres.

Disponía de una máquina de doble presión, con 4 calderas que generaban 1.500 caballos de vapor, construida por la empresa Portilla White y Cía., de Sevilla. También disponía de un aparejo con aspecto de goleta, con tres palos y bauprés y una superficie velica de 1.132 metros cuadrados. Alcanzaba una velocidad de 14 nudos. Con capacidad para llevar 240 toneladas de carbón, tenía una autonomía de 2.000 millas a marcha económica.

Armado con 4 cañones Hontoria de 120 mm, 2 cañones de 70 mm, 4 ametralladoras y dos tubos lanzatorpedos.

El 9 de abril de 1890 zarpa de Barcelona rumbo a Filipinas. Llega a Manila el 17 de junio en conserva de los cruceros Castilla y Juan de Austria. Estos tres buques fueron llamados la “escuadra negra”, al llegar pintados de negro en vez del blanco reglamentario para los buques coloniales.

En el año 1890 llevó tropas de desembarco a la isla de Zamboanga, donde realizaron operaciones de castigo contra los insurrectos moros en Matabarri e isla de Iancha.

El 25 de junio de 1890, un grupo de indígenas atacó y mató a un oficial y 27 soldados españoles en Ponape, islas Carolinas. Tres meses después llegaron de Manila a las islas Carolinas los cruceros Velasco y Antonio de Ulloa con 500 soldados y algunos cañones, a los que se unieron otras tropas días después, puestas al mando del coronel Gutiérrez Soto. El crucero Ulloa estaba al mando del capitán de fragata don Víctor Díaz. A finales de ese año se consiguió pacificar el territorio.

El 24 de agosto de 1893 es nombrado comandante del crucero el capitán de fragata don José Jiménez García. Entre agosto y octubre de 1896 hubo una insurrección tagala en Manila y ocuparon el arsenal de Cavite. El crucero Ulloa se encontraba reparándose en el arsenal.

El 1º de mayo de 1898 fue hundido durante el combate contra la escuadra norteamericana. Se encontraba fondeado e inmóvil en Cavite, a causa del mal estado de su máquina, fue un blanco fácil para el enemigo, recibiendo 33 impactos. Además, parte de su artillería se había desmontado para formar una batería en la isla de Corregidor. Murió su comandante, el capitán de fragata don José de Iturralde, y varios tripulantes. Finalizada la guerra, fue reflotado y se vendió su casco como chatarra.

Bibliografía:

Aguilera, Alfredo y Elías, Vicente.: Buques de guerra españoles, 1885-1971. Editorial San Martín. Madrid, 1980.

Bordejé y Morencos, Fernando de.: Crónica de la Marina española en el siglo XIX, 1868-1898. Tomo II. Ministerio de Defensa. Madrid, 1995.

La Ilustración Española y Americana. Madrid, 15 de mayo de 1887.

Lledó Calabuig, José.: Buques de vapor de la Armada española. Del vapor de ruedas a la fragata acorazada, 1834-1885. Aqualarga Editores. Madrid, 1997.

Rey Vicente, Miguel del, y Canales Torres, Carlos.: Breve Historia de la guerra del 98. España contra Estados Unidos. Ediciones Nowtilus. Madrid, 2010.

VV.AA.: El Buque en la Armada española. Editorial Sílex. Madrid, 1999.

Compilada por Santiago Gómez.

© Todoavante

About the author

Comments

Comments are closed.