Alsedo 1882

Posted By on 10 abril, 2013

 

Cañonero de segunda clase, construido con casco de hierro, de la serie Pilar. Su nombre aparece escrito también como Alcedo.

Construido en La Carraca. Botado el 23 de enero de 1882. Entró en servicio en 1882.

Desplazaba 216 toneladas. Medía 35 metros de eslora, 6,60 de manga, 2,80 de puntal y 2,60 de calado. Tripulado por 45 hombres.

Tenía una máquina de 240 caballos indicados, una hélice, alcanzando una velocidad de 9 nudos.

Armado con un cañón Hontoria de 120 mm y una ametralladora de 25 mm.

Al entrar en servicio, se incorporó al servicio de guardacostas, con destino en las islas Baleares. Estaba al mando del teniente de navío don Joaquín Rodríguez de Rivera. En 1885 estaba al mando del teniente de navío de 1ª clase don Emilio Díaz Moreu.

Por Real orden de 11 de octubre de 1889 se concede su mando al teniente de navío don Francisco Jiménez y de Villavicencio, del que se hizo cargo en Palma de Mallorca el 1º de diciembre. Por Real orden de 29 de septiembre de 1891 cesa en el mando del cañonero, desembarcando en el mes de diciembre, haciéndose cargo del mismo el capitán Mathieu.

El 5 de julio de 1894 salió de Cádiz rumbo a las Antillas. A finales del mes de agosto llegó a la isla de Cuba, incorporándose a las fuerzas navales del apostadero de la Habana.

La madrugada del 7 de junio de 1896, acompañado del cañonero Vigía, realizó un desembarco de tropas para reconocer el río San Juan. Fondeado en la boca del río, apoyó con sus cañones a las tropas en su avance río arriba, al igual que el Vigía. Una columna mandada por el segundo comandante del Alsedo, formada por el condestable y 28 marineros, se incorporó a las tropas. Las tropas reembarcaron por la tarde, sufriendo la pérdida de dos soldados y un marinero.

En 1897, al mando del teniente de navío Bruquetas, siguió realizando operaciones contra los insurgentes cubanos. Los días 7 al 10 de diciembre de 1897 protegió el desembarco y operaciones en la boca del río Cauto de la columna mandada por el general Pando, mientras los cañoneros Lince y Centinela apoyaban a dicha columna en su avance río arriba, desde mediados de diciembre al 23 de enero de 1898.

Cuando comenzó el conflicto con los Estados Unidos, en 1898, se encontraba basado en Cienfuegos, al mando del teniente de navío Suances. La noche del 2 de mayo de 1898 zarpó de Cienfuegos el Alsedo y las lanchas cañoneras Almendares y Gaviota, mandados por el teniente de navío de 1ª clase don Juan Carranza. Dieron escolta a 8 mercantes hasta Casilda, los cuales llevaban 3.000 hombres, 15 cañones y 800 caballos y mulas.

Al finalizar la guerra, a causa de su mal estado, fue dado de baja en 1898.

Bibliografía:

Bordejé y Morencos, Fernando de.: Crónica de la Marina española en el siglo XIX, 1868-1898. Tomo II. Ministerio de Defensa. Madrid, 1995.

Lledó Calabuig, José.: Buques de vapor de la Armada española. Del vapor de ruedas a la fragata acorazada, 1834-1885. Aqualarga Editores. Madrid, 1997.

Rodríguez González, Agustín Ramón.: “Operaciones menores en Cuba, 1898”. Revista de Historia Naval. Año 1985, nº 9.

Rodríguez González, Agustín Ramón.: “Bloqueo y combates en la Habana y Cienfuegos, 1898. Revista General de Marina. Diciembre 2008.

Periódico La Vanguardia. Viernes, 18 de marzo de 1892, página 6.

Vila Miranda, Carlos.: España y la Armada en las guerras de Cuba. Fundación Alvargonzález. Gijón, 1998.

Compilada por Santiago Gómez.

© Todoavante

About the author

Comments

Comments are closed.