Princesa de Asturias 1903

Posted By on 3 julio, 2013

Foto del crucero protegido Princesa de Asturias. Colección de don Alfredo Aguilera.

Foto del crucero protegido Princesa de Asturias. Colección de don Alfredo Aguilera.

Crucero acorazado de la clase Cardenal Cisneros, construido en La Carraca, Cádiz. Proyectados por el ingeniero naval don José Castellote y Pinazo. Se ordenó su construcción por Real orden de 17 de septiembre de 1888. Se puso en grada el 23 de septiembre de 1889 y fue el primero de los tres cruceros de la serie que se lanzó al agua.

Su botadura fue muy accidentada. Programada para el mes de octubre de 1896, el buque se negó a deslizarse por la rampa, deteniéndose cuando había recorrido unos pocos metros. Al día siguiente, 9 de octubre, recorrió por la rampa otros pocos metros y volvió a detenerse, aun con la ayuda de remolcadores. Quedó entre la rampa y el agua, con peligro de quebrarse. El 17 de octubre de 1896, sin que nadie le tocara, entró en el agua por su propio peso. Entró con tanta fuerza que encalló en el fango de la orilla opuesta del caño, necesitando la ayuda de remolcadores para reflotarlo. Los españoles, muy dados a poner motes, le llamaron el “arrastrao”, por sus primeros intentos fallidos, y después el “espontáneo”.

No acabaron aquí las peripecias que ocurrieron en su construcción. Al intentar instalarle una caldera, suspendida en el aire por una máquina, se rompió la pluma y la caldera cayó en el crucero, con la consiguiente alarma por el estruendo y el destrozo producido de hierros retorcidos. Tardó cuatro largos años en ser alistado, costando catorce millones de pesetas.

Desplazaba 7.524 toneladas. Medía 106 metros de eslora, 18,55 de manga, 11,92 de puntal y 7,20 de calado. Tripulado por 550 hombres.

Disponía de dos máquinas horizontales de triple expansión, construidas por la Maquinista Terrestre y Marítima de Barcelona, que le daban una potencia de hasta 15.000 caballos a tiro forzado y 18 nudos de velocidad. Tenía capacidad para llevar 1.200 toneladas de carbón, disponiendo de una autonomía de 5.000 millas en consumo económico.

Armado con 2 cañones Guillén de 240 mm, a proa y popa, 8 Canet de 140 mm, situados en los costados, 2 Vickers de 75 mm, 8 Nordenfelt de 57 mm, 10 ametralladoras y 2 cañones para desembarcos.

Su blindaje era una coraza de acero níquel de 7,75 metros de altura y 84 metros de extensión, con un espesor que variaba de los 150 a los 300 mm.

Cuando se encontraba en Cádiz, en construcción, fue puesto al mando del capitán de fragata don Joaquín Bustamante y Quevedo. La mañana del 2 de julio de 1902 zarpó de Cádiz al mando del capitán don Pedro Guano para realizar pruebas de máquinas, que resultaron satisfactorias. Después entró en el dique de Matagorda para limpiar sus fondos. A partir del 29 de enero de 1903 comenzó a realizar nuevas pruebas de mar. Fue entregado a la Armada por el astillero el 10 de junio de 1903. Ese día estaba ya anticuado, después de haber transcurrido más de trece años desde su puesta en grada.

La mañana del 13 de junio de 1903 salió de las islas Baleares rumbo a Cartagena la Escuadra de Instrucción, compuesta por los cruceros Emperador Carlos V, Cardenal Cisneros, Extremadura y el acorazado guardacostas Numancia, los cuales llegan al día siguiente a Cartagena. El crucero Princesa de Asturias sale de Cádiz rumbo a Cartagena para incorporarse a la citada escuadra, con ocasión de la visita del rey Alfonso XIII a la ciudad el 22 de junio. En el puerto se encontraban también el crucero Lepanto, destructor Audaz y una división de torpederos. El ministro de Marina sometió a la firma del rey el nombramiento del capitán de navío don Ventura Manterola como nuevo comandante del crucero Princesa de Asturias.

Al año siguiente, el 7 de mayo de 1904, acompañó al Rey en el yate Giralda en su visita a Cádiz, a la compañía Trasatlántica. El capitán general del departamento y otras autoridades embarcaron en el crucero Infanta Isabel, completando la escuadra los cruceros Extremadura, Río de la Plata y el cazatorpedero Destructor. Esa misma tarde emprendió S. M. la travesía hasta Huelva.

Entre finales de septiembre y mediados de octubre de 1904 el crucero acorazado Princesa de Asturias realizó varios ejercicios navales en la costa del mar Cantábrico con la Escuadra de Instrucción. Procedente de Ferrol, la tarde del 3 de noviembre de 1904 fondeó en La Coruña la Escuadra de Instrucción, compuesta por el acorazado Pelayo, los cruceros Cardenal Cisneros, Princesa de Asturias, Río de la Plata y los cañoneros Álvaro de Bazán y Marqués de Molíns. En su travesía por aguas gallegas visitaron Corcubión, Muros, Marín y finalmente Vigo, donde se incorporó el crucero Extremadura y el destructor Audaz.

El 29 de noviembre zarpó en solitario rumbo a las islas Cíes, donde realizó ejercicios de tiro. Poco después, zarpa cone la Escuadra de Instrucción rumbo a Cádiz, excepto el cañonero Álvaro de Bazán. En Cádiz recibió la Escuadra de Instrucción el 13 de enero de 1905 a los duques de Connaught, los cuales llegaron a bordo del crucero Essex.

El 5 de febrero de 1905 fondeó el Princesa de Asturias en Santa Cruz de Tenerife, en visita de la Escuadra de Instrucción, con el acorazado Pelayo y los cruceros Carlos V, Cardenal Cisneros, Río de la Plata y Extremadura. Los buques de la escuadra se mantuvieron en aquellas aguas hasta el día 25 de ese mismo mes, en que zarparon con rumbo a la península. Parte de la escuadra, los cruceros Princesa de Asturias, Carlos V, Extremadura y Río de la Plata, fondearon en Vigo la tarde del 25 de marzo de 1905.

Hasta finales de mayo permaneció en el arsenal limpiando sus fondos. Zarpó de Ferrol el 27 de mayo, realizó una escala en el puerto francés de Chesburgo y llegó al puerto británico de Portsmouth el 3 de junio con el crucero Cardenal Cisneros, dando escolta al yate real Giralda en la visita del rey Alfonso XIII al Reino Unido. La escuadrilla regresa a Ferrol el 16 de junio. El 30 de julio de 1905 salen de Ferrol los dos cruceros para realizar ejercicios navales en aguas de las Rías Bajas.

A las seis de la mañana del 13 de julio de 1905 zarparon de Marín rumbo a San Sebastián los cruceros Princesa de Asturias y Cardenal Cisneros, arbolando el primero la insignia de comandante de división. En el cabo Ortegal se les unirá el crucero Extremadura, que salió de Ferrol. El 10 de julio había llegado a San Sebastián el yate Giralda. Finalizadas las regatas internacionales, el 30 de julio zarpan los dos cruceros rumbo a Bilbao, quedando en San Sebastián el yate Giralda, el crucero Extremadura y los cañoneros Marqués de la Victoria y Mac-Mahón. La mañana del 6 de agosto, aparecieron los dos cruceros a la boca del puerto de San Sebastián, soportando un furioso temporal, raro en la época del año.

Estando previsto que el crucero Princesa de Asturias partiera rumbo a Holanda, sale de Santander en la primera semana del mes de agosto para prepararse para el viaje en Ferrol. Zarpó de Ferrol el 25 de agosto y llegó a Holanda el día 30 para participar en una revista naval.

A primeros de octubre de 1905 participó en unos ejercicios navales de tiro en aguas gallegas con la Escuadra de Instrucción, mandada por el general Santaló. Finalizados los ejercicios a finales del mes de octubre, parte la escuadra rumbo al Mediterráneo, visitando varios puertos para recalar finalmente en Mahón. A primeros del mes de diciembre de 1905 entra en el arsenal de Cartagena para limpiar sus fondos. A finales de ese mes se nombra comandante del crucero al capitán de navío Sánchez Lobatón.

El 7 de enero de 1906 zarpa de Cartagena rumbo a Ferrol para recoger marinería destinada a la escuadra del Mediterráneo. Tras una escala en Cádiz, fondea en Ferrol a mediados del mes de enero, embarca 700 marineros y pertrechos de guerra, zarpando rumbo al Mediterráneo. Entra en el dique de Cartagena el 1º de febrero para limpiar sus fondos.

En los meses de marzo y abril de 1906 formó parte de la Escuadra de Instrucción que escoltó al rey Alfonso XIII en su visita a las islas Canarias. Salió de Cartagena la tarde del 16 de marzo rumbo a Cádiz con el acorazado Pelayo y los cruceros Carlos V y Río de la Plata, escuadra que estaba al mando del contraalmirante don Juan García de la Matta. Reunidos con el resto de los buques, la escuadra destinada a dar escolta al Rey a las islas Canarias, se fraccionó en dos divisiones, la primera formada por los cruceros Carlos V, Princesa de Asturias y el destructor Osado, la segunda por el acorazado Pelayo y los cruceros Extremadura y Río de la Plata. La escuadra zarpó el viernes 23 de marzo y al día siguiente lo hizo el trasatlántico Alfonso XII con la familia Real a bordo, acompañada del ministro de Marina, escoltado por el yate Giralda. Llegaron a Tenerife el 26 de marzo y el día 30 a las Palmas. El 3 de abril llegaron a Santa Cruz de la Palma y al día siguiente a la isla de Hierro. Finalizada la visita, el rey Alfonso XIII y la escuadra regresan a Cádiz el 7 de abril.

El 7 de mayo de 1906 salen de Cádiz los cruceros Carlos V, Princesa de Asturias, Río de la Plata y el acorazado Pelayo. Recalaron en Ceuta, Málaga y Cartagena. A finales del mes de junio zarparon de Cartagena los cruceros Princesa de Asturias y Río de la Plata a recorrer el litoral. Después de realizar ejercicios navales en Santa Pola, recala la Escuadra de Instrucción en Alicante, zarpando el 4 de julio rumbo a Barcelona, mandados por el contraalmirante don Juan José de la Matta. El crucero Princesa de Asturias estaba al mando del capitán de navío Sánchez Lobatón.

El 11 de julio de 1906 zarpa de Barcelona rumbo a Ferrol. Realizó una escala en Cádiz, donde embarcó carbón. De Ferrol salió el 23 de julio y la mañana del 25 llegó a San Sebastián. Allí se reunió con el yate Giralda. Con los Reyes a bordo, salen los dos buques rumbo a Santander, desde donde salen el 30 de julio con destino a Cowen, en la isla de Wight. Llegaron a su destino el 1º de agosto y el día 13 partieron hacia Southampton, donde desembarcaron los Reyes y visitaron Inglaterra y Escocia. De regreso en Southampton, los dos buques partieron, llegaron a Cowen el 21 de agosto y a San Sebastián el 23 de agosto. El crucero Príncipe de Asturias se reúne con la Escuadra de Instrucción en Bilbao al día siguiente.

El 3 de noviembre de 1906 se encontraba en el puerto de Málaga, a la espera de la visita a esta ciudad de los Reyes. El crucero Princesa de Asturias estaba acompañado del acorazado Pelayo, los cruceros Carlos V, Extremadura, Río de la Plata y el cañonero María de Molina. Desde este puerto zarpó con destino a Tánger en conserva del cruceros francés Jeanne d’Arc, fondeando el día 6 de noviembre. En los meses siguientes varios buques de guerra españoles fondearon en este puerto ante los sucesos que se desarrollaban en Marruecos. También llegaron varios buques de otras naciones y la escuadra británica del Atlántico, al mando del príncipe de Battenberg. Después de comprobar que en Tánger reina la tranquilidad, el crucero parte rumbo a Cádiz. Tras embarcar carbón y tropas, el crucero se desplaza de nuevo a Tánger a mediados de diciembre, regresando a Cádiz a mediados de enero de 1907.

A mediados del mes siguiente recibe la escuadra la visita del ministro de Marina Ferrándiz. Después de asistir a varios ejercicios en Cádiz, el Ministro embarcó en el crucero Princesa de Asturias para visitar el resto de departamentos. Después de visitar Ferrol, el 25 de marzo de 1907 se ordenó dirigirse a Cartagena, acompañado del crucero Extremadura y el destructor Proserpina, mandados por el general Morgado, a los que se unió el yate Giralda. En Cartagena presiden la entrevista entre los monarcas británico y español. La entrevista entre los reyes Alfonso XIII y Eduardo VII se realizó en Cartagena en la primera semana de abril. También se encontraron fondeados en el puerto los cruceros Infanta Isabel y Lepanto, el guardacostas Numancia y los torpederos Acevedo y Ordóñez.

A mediados del mes de abril de 1907 zarpó de Cartagena para realizar pruebas de telegrafía sin hilos con el crucero Cataluña, con un nuevo sistema inventado por el telegrafista español Valceres. El 23 de abril volvió a zarpar rumbo a Barcelona, donde repetirá las pruebas con el crucero Carlos V.

En Barcelona se reunió con la Escuadra de Instrucción, mandada por el contraalmirante don José Morgado. Zarpa de puerto la escuadra el 7 de mayo de 1907 y se dirige a las islas Baleares, donde inicia unas maniobras en el mes de mayo. Formando división con los cruceros Extremadura, Río de la Plata y dos torpederos, realiza nuevas maniobras en el Mediterráneo en la primera semana del mes de junio. Dicha división fondea en Villagarcía de Arosa el 20 de junio, realizando los días siguientes unas maniobras en las costas gallegas con el acorazado Pelayo y los cazatorpederos Proserpina y Osado.

Después de una estancia en aguas del Cantábrico en julio y agosto, la escuadra recibió órdenes de desplazarse a la costa de Marruecos. Zarpan de Ferrol el 10 de septiembre de 1907 el acorazado Pelayo y el crucero Princesa de Asturias con pertrechos de guerra y cañones para Cádiz. A su llegada a Cádiz, los dos buques entran en el arsenal de La Carraca. Una vez salido del arsenal, sale rumbo a Tánger, donde relevó al crucero Carlos V. El 17 de enero de 1908 zarpa de Cádiz rumbo a Rabat con pliegos para los diplomáticos españoles en la capital marroquí. El 28 de enero embarca el personal de la embajada en el crucero, poniendo rumbo a Tánger. El 2 de febrero son desembarcados en Cádiz.

Con el tiempo justo para abastecerse de carbón, zarpa rumbo a Lisboa, donde el 1º de febrero fueron asesinados en un atentado el rey de Portugal y el príncipe heredero. Llega a Lisboa el día 5, permaneciendo en la capital portuguesa hasta el 15 de febrero que regresa a Cádiz. Por Real decreto de 17 de enero de 1908 se nombró comandante del crucero al capitán de navío don Antonio Alonso Rodríguez Sanjurjo, sustituyendo al capitán Sánchez Lobatón que cumplió el tiempo reglamentario. Se hace cargo del crucero a su regreso a Cádiz desde Lisboa.

El 6 de marzo zarpa de Cádiz rumbo a Tánger, donde lleva al nuevo embajador Merry del Val. Llega el crucero a Barcelona el 8 de marzo donde recibió la visita del Rey. Permaneció varios días en puerto junto al resto de la escuadra española, que se unió a una escuadra austro-húngara de tres acorazados y dos destructores. El 4 de abril partió de Tarragona rumbo a Valencia y después a Cartagena, donde llegó el 8 de abril. Después de limpiar sus fondos, salió rumbo a Cádiz el 18 de abril, donde efectuó en el mes de junio prácticas de tiro y desembarco en Rota en el mes de junio.

A finales de junio llega a Tánger, reuniéndose con otros buques españoles. El 8 de julio sale de Tánger a patrullar la costa, recalando la tarde del 9 de julio en Río Martin, donde quedó fondeado a la espera de acontecimientos por si tenía que realizar desembarcos de tropas en Tetuán ante los desórdenes ocurridos en la ciudad. Regresó a Cádiz el 22 de julio, se reaprovisionó de carbón y salió rumbo a Tánger. En el mes de agosto salió de nuevo de Cádiz rumbo a Larache a relevar al crucero Cataluña, siendo relevado a mediados de septiembre por el crucero Extremadura, regresando el Princesa de Asturias a Cádiz.

El 16 de octubre de 1908 sale de Cádiz con el crucero Carlos V y el destructor Audaz. Se reúnen en Barcelona con el crucero Cataluña, salido de Cartagena, mandados por el contraalmirante don José Morgado. La mañana del 21 de octubre llegó a Barcelona una escuadra francesa al mando del almirante Germinet. Las dos escuadras permanecieron en Barcelona durante la estancia de los Reyes de España. La escuadra de Morgado zarpa de Barcelona el 8 de noviembre y llega a Cartagena el 11 de noviembre, excepto el Cataluña, que llega a Alicante.

El 5 de diciembre sale el crucero Princesa de Asturias con el destructor Audaz con material para la escuela de aplicación de Cádiz, siguiendo después a Vigo y después a Ferrol, donde entró en el dique para ser reparado a finales de diciembre.

Ante los graves terremotos ocurridos en Italia, el gobernó español envía socorros. El crucero Princesa de Asturias sale de Ferrol el 2 de enero de 1909, en Cádiz embarca víveres. Llega a Barcelona el 9 de enero, donde embarca más víveres, ropas y otros efectos para los damnificados, que son desembarcados en Milazzo el 17 de enero. Los marineros de crucero se internan en Mesina para repartir los víveres y el resto de socorros. El 27 de enero llega a Mesina con el embajador de España a bordo. El 1º de febrero recala en Nápoles, saliendo unos días después para Cartagena, de donde zarpa el 18 de febrero rumbo a Ferrol, con escala en Cádiz.

El año que comenzaba sería de gran actividad para los buques de la Armada a causa de la guerra con Marruecos, realizando el crucero numerosos servicios de transporte de tropas y pertrechos, bombardeos de la costa y vigilancia de la costa. Se reúne en Barcelona con otros buques de la escuadra el 29 de julio de 1909, cruzando el estrechos de Gibraltar durante los días siguientes.

Se encontraba de nuevo en Barcelona cuando el ministro de Marina ordena que la escuadra se dirija a la zona de operaciones, llegando a Melilla a mediados de agosto la escuadra del contraalmirante Morgado con los cruceros Princesa de Asturias, Carlos V, guardacostas Numancia, destructor Osado y cañonero Vicente Yáñez Pinzón. El 18 de agosto bombardeo objetivos enemigos en la zona de Nador y de Ibarraben. Al día siguiente se divide la escuadra en dos grupos. Uno de ellos, al mando del contraalmirante Morgado, con los cruceros Princesa de Asturias, Carlos V y Extremadura, el guardacostas Numancia, el destructor Osado, el cañonero Vicente Yáñez Pinzón y el transporte Almirante Lobo. El segundo grupo, al mando de Santaló, compuesto por los cañoneros Marqués de la Victoria, Álvaro de Bazán, María de Molina, General Concha, Hernán Cortés y Ponce de León, con la misión de patrullar entre Tánger y Cabo Tres Forcas para evitar el contrabando.

El 29 de agosto sufrió en Chafarinas una avería en las máquinas y deja las operaciones para ser reparado provisionalmente, fondeando en Melilla el 4 de septiembre. Esa misma tarde salió para Cartagena, embarcará víveres y otros pertrechos para regresar a la zona de operaciones, volviendo después a Cartagena para ser reparado. Regresó a Melilla el 1º de octubre, donde quedó fondeado. El 5 de octubre bombardeó posiciones enemigas en Punta Negri y Boca del León. Los días 7, 8 y 10 de octubre patrulló la costa de Cabo Tres Forcas, bombardeando posiciones en Beni-bu-Gafar y Beni-Said, acompañado por el cañonero General Concha en los dos últimos días. Partió rumbo a Málaga para carbonear y recoger agua y víveres. El 27 de octubre salió de Melilla y relevó al destacamento de Cabo Tres Forcas con una compañía del regimiento de África. A comienzos del mes de noviembre se concentró la escuadra en Chafarinas ante el mal estado del tiempo. Zarpó de Málaga el 26 de noviembre y puso rumbo a Cádiz, terminando la campaña del crucero en las operaciones de Marruecos.

En el mes de octubre de 1910 fondeó en Lisboa con el guardacostas Numancia ante la preocupación causada por el derrocamiento del rey Manuel II y la llegada de la república. Regresó a Cádiz el 11 de noviembre.

A comienzos de 1911 se encontraba fondeados en Melilla con la escuadra. El 8 de enero llegó el Rey a Melilla a bordo del yate Giralda. De nuevo con la presencia de S. M., la escuadra realizó maniobras en aguas de Alicante a mediados del mes de febrero. A finales de abril de 1911 se produce la intervención francesa en Marruecos, desplazándose la escuadra española a Cádiz en previsión de incidentes.

Desde el mes de septiembre de 1911 se producen incidentes en las inmediaciones de Melilla. El crucero Princesa de Asturias se incorpora en Melilla a mediados de octubre al despliegue de la Armada española. En compañía del crucero Reina Regente, bombardea el 20 de octubre posiciones cercanas al poblado de Trafats. Al día siguiente pone rumbo a Cartagena para abastecerse de carbón y reparar sus fondos. Con el acorazado Pelayo y el cañonero Recalde bombardeo el 6 de noviembre posiciones enemigas cercanas a Alhucemas. Hasta final de año continuó prestando servicios de apoyo al ejército, regresando después a Cartagena.

El 8 de enero de 1912 queda estacionado en Melilla con el cañonero Recalde. El 19 de enero acude al socorro del crucero Reina Regente, encallado en un bando de arena en la desembocadura del río Kert, escoltándolo después a Cartagena. El 22 de marzo, en compañía de los cañoneros Laya y Álvaro de Bazán, apoya las operaciones del ejército en la desembocadura del río Kert. El crucero y el cañonero Recalde con atacados el 27 de febrero, respondiendo al fuego de la margen izquierda del río Kert.

En julio de 1912 hubo una parada naval en Santander con asistencia del los reyes. Acudieron los cruceros Princesa de Asturias, Cataluña y Carlos V, mandados por el almirante Camargo. Procedente de Gijón, entró en Ferrol el 5 de septiembre de 1912, llevando a remolque al destructor Terror, que tenía sus calderas inutilizadas. El 20 de septiembre zarpa la escuadra rumbo a Cádiz.

Los días 13 al 16 de marzo realizó la escuadra, cruceros Princesa de Asturias, Cataluña, Carlos V y destructor Osado, ejercicios navales de tiro en aguas de Torre García, regresando a Cádiz el 17 de marzo. La escuadra zarpa de Cádiz el 1º de mayo de 1912 y llega al día siguiente a Ferrol para asistir a la botadura del acorazado Alfonso XIII.

Con el estallido de la guerra entre Grecia y Turquía el gobierno español decide enviar a varios buques de guerra para defender los intereses españoles. El crucero Princesa de Asturias zarpa a mediados de mayo rumbo a Estambul para relevar al crucero Reina Regente.

El 2 de octubre de 1912 se reúne en Cartagena la Escuadra de Instrucción con motivo de la visita del presidente francés Poincaré. La formaban el acorazado España, los cruceros Princesa de Asturias, Carlos V, Extremadura, Cataluña, Reina Regente y los destructores Audaz y Proserpina. Se encontraban también fondeados en el puerto el nuevo destructor Bustamante y los torpederos T-1, T-2, T-3, T-4 y T-5. Finalizada la visita, parte de la escuadra puso rumbo a la costa de África.

Durante la primera guerra mundial estuvo el crucero destinado en el Mediterráneo, principalmente en las islas Baleares y la costa catalana. El 19 de octubre de 1916 tropas de infantería de marina del crucero abordaron al vapor griego Andera Jerakis en Las Palmas, deteniendo a 17 tripulantes sublevados. Poco después recogió a 17 tripulantes del mercante portugués Emilia, hundido por un submarino alemán.

Finalizada la guerra mundial, patrulló de forma casi constante la costa norteafricana. A finales de julio de 1921 socorrió a la guarnición española de Sidi Dris. Tomada la posición por los rifeños, los botes del crucero y de los cañoneros Laya y Lauria recogieron a las tropas y los buques bombardearon la posición tomada por el enemigo. El 25 de agosto de 1921 bombardeó las posiciones enemigas cercanas a Punta Restinga. El 9 de septiembre bombardea los zocos de El Arbaa y El Arkemán. Con el acorazado España bombardea el 16 de septiembre la loma de la Barraca. A finales de 1924 entró en dique en Matagorda, Cádiz, para ser carenado. Durante el desembarco de Alhucemas, en septiembre de 1925, fue el buque insignia de la división naval del norte de África.

En los últimos años de servicio tuvo como base el puerto de Ceuta. Fue dado de baja por Real orden de 28 de diciembre de 1927, aunque siguió apareciendo en los Estados Generales de la Armada hasta 1930. Fue subastado en Bilbao en 1929 para ser vendido como chatarra.

Bibliografía:

Aguilera, Alfredo y Elías, Vicente.: Buques de guerra españoles, 1885-1971. Editorial San Martín. Madrid, 1980.

Bordejé y Morencos, Fernando de.: Crónica de la Marina española en el siglo XIX, 1868-1898. Tomo II. Ministerio de Defensa. Madrid, 1995.

Coello Lillo, José Luis, Rodríguez González, Agustín Ramón.: Buques de la Armada española a través de la fotografía (1849-1900). Ministerio de Defensa. Instituto de Historia y Cultura Naval. Aqualarga. Madrid, 2001.

La Ilustración Española y Americana. Madrid, 22 de octubre de 1896, página 227.

El Mundo Naval Ilustrado. Año III, nº 43. Madrid, 1º de febrero de 1899, página 43.

Periódico La Vanguardia. Varios números de 1902 a 1909.

Compilada por Santiago Gómez.

Todoavante ©

About the author

Comments

Comments are closed.