Miguel de Cervantes 1930

Posted By on 7 septiembre, 2013

Foto del crucero Miguel de Cervantes. Colección Todoavante. Casaú. Cartagena.

Foto del crucero Miguel de Cervantes. Colección Todoavante. Casaú. Cartagena.

El julio de 1922 se autorizó la construcción de dos cruceros gemelos, Príncipe Alfonso y Almirante Cervera. Siendo ministro de Marina el vicealmirante Cornejo se aprobó la construcción de un tercer crucero, gemelo de los anteriores, el Miguel de Cervantes, ordenándose su construcción el 11 de julio de 1926.

Diseñados por el ingeniero británico Philip Wat, director técnico de la Armstrong Whitworth & Co, estaban inspirados en la clase británica “E”, mejorándolos.

Su quilla fue colocada en Ferrol en los astilleros de la SECN el 27 de agosto de 1926 y fue botado el 18 de mayo de 1928. Con un desplazamiento de 7.975 toneladas estándar y 9.330 a plena carga, medían 176,6 metros de eslora, 16,6 de manga, 9,3 de puntal y 5,03 de calado. Su dotación era de 566 hombres. Contaba con ocho calderas Yarrow de fuel, conectadas a 4 grupos de turbinas Parsons, que movían cuatro hélices. Con una potencia de 83.000 caballos, podían alcanzar los 34,4 nudos de velocidad y tenían 5.000 millas de autonomía a 15 nudos.

En la cintura tenía una protección con un ancho variable entre 50 y 75 mm. La protección en la cubierta era de 25 mm de ancho.

Armado con 8 cañones Vickers de 152 mm, en cinco montajes, dos sencillos a proa y popa y tres dobles en el centro, 4 cañones antiaéreos de 101 mm, dos a cada banda y situados entre la segunda chimenea y el palo de popa, dos montajes antiaéreos de 47 mm, un cañón de desembarco de 76 mm, una ametralladora y 12 tubos lanzatorpedos de 533 mm en cuatro montajes triples.

Realizó sus pruebas de mar en diciembre de 1929 y alcanzó los 35 nudos, tres más de los exigidos en el contrato. Entregado a la Armada el 14 de febrero de 1930.

En el mes de marzo de 1930 se reunieron en Marín la escuadra del vicealmirante don Rafael Morales, los acorazados Alfonso XIII y Jaime I, la división de cruceros al mando del contraalmirante don Adolfo Suanzes, con el Príncipe Alfonso, Almirante Cervera, Miguel de Cervantes, Méndez Núñez y Blas de Lezo, y una escuadrilla de destructores. La escuadra realizó maniobras en la costa gallega.

A finales de agosto de 1930 se concentraron en Ferrol los buques de la escuadra al mando del almirante Magaz, con insignia en el crucero Miguel de Cervantes. Realizaron maniobras en el mar Cantábrico, finalizando el 20 de septiembre con un desfile ante el rey Alfonso XIII.

A finales de septiembre salieron de Ferrol y llegaron a Cádiz varios buques de la escuadra, comenzando un crucero por el mar Mediterráneo. Regresó a Ferrol en diciembre de 1930.

A finales de febrero de 1931 llegó a Ferrol procedente de Valencia con el crucero Almirante Cervera. La primera semana de agosto de 1931 llegaron a Bilbao los cruceros Cervantes, Almirante Cervera, Libertad, República, Méndez Núñez y Blas de Lezo, con 8 destructores y 10 submarinos.

En julio de 1932 participó en unas maniobras de la escuadra en aguas de Galicia en las que el 11 de julio se hundió el crucero Blas de Lezo a la altura de Finisterre.

En el verano de 1933 realizó maniobras en el Mediterráneo. Tomaron parte los cruceros Miguel de Cervantes, Almirante Cervera y Libertad, diez destructores, siete submarinos, dos torpederos y otros buques menores.

En el mes de marzo de 1934 intervino en unas maniobras en el Atlántico hasta las islas Canarias. Unas nuevas maniobras y ejercicios comenzaron a mediados de abril de 1934 en el Mediterráneo y finalizaron en junio. Tomaron parte el acorazado Jaime I, los cruceros República, Libertad, Miguel de Cervantes y Almirante Cervera, los destructores Almirante Valdés, Lepanto, José Luis Díez, Churruca, Almirante Ferrándiz, Alcalá Galiano, Sánchez Barcáiztegui y Lazaga, ocho submarinos y otros buques menores. Al finalizar las maniobras, los buques desfilaron el 11 de junio ante el presidente de la República, Niceto Alcalá Zamora, el ministro de Marina, Juan José Rocha García, y otras autoridades.

En octubre de 1934, a causa de los sucesos revolucionarios en España, llevó tropas de Ceuta al puerto de Musel, Gijón, la VI Bandera de la Legión y el Batallón de Cazadores de África Nº 8, junto a los cruceros Cervera y Libertad y otros buques. Desembarcó las tropas el 10 de octubre.

En 1935 participó en varias maniobras de tiro en el polígono de Marín, y en las semanas navales de Cartagena y Santander.

Se realizaron en mayo de 1936 unas maniobras en las islas Canarias. La escuadra se dividió en dos bandos, uno con el acorazado Jaime I, insignia del vicealmirante don Javier Salas que hará de árbitro, el crucero Méndez Núñez, insignia del contraalmirante Piña, y los destructores de la 2ª flotilla Sánchez Barcáiztegui, Lepanto, Almirante Antequera, y Almirante Valdés. El otro bando estaba formado por los cruceros Almirante Cervera, Libertad, insignia del vicealmirante Mier, y Miguel de Cervantes y los destructores Churruca, Almirante Ferrándiz, José Luis Díez y Alcalá Galiano. Las maniobras finalizaron el 13 de mayo.

El estallido de la guerra civil le sorprendió en Ferrol, en el dique seco. Zarpó el 18 de julio rumbo al estrecho con el crucero Libertad. Los dos cruceros estaban al mando del capitán de navío don Venancio Pérez Zorrilla, a bordo del Cervantes, mandado por el capitán de navío don Antonio Moreno de Guerra. La tripulación se hizo con el control del crucero el 19 de julio, cuando navegaba a la altura de Lisboa, y se dirigió a Tánger al mando del auxiliar 2º naval don Manuel Rodríguez Esplugues, donde se reunió con otros buques de guerra el día 20. Al día siguiente se hizo cargo de su mando el capitán de corbeta don Federico Monreal Pilón.

Zarpó con la escuadra para controlar las aguas del estrecho. Con el acorazado Jaime I, el crucero Libertad y siete destructores bombardeó La Línea el 22 de julio. Bombardeó Ceuta con el crucero Libertad el 25 de julio y al día siguiente Melilla. Después del 5 de agosto, con el paso del estrecho del convoy nacional, el crucero Libertad bombardeó Algeciras, Punta Carnero y Tarifa y el Cervantes Cádiz y Ceuta.

El 21 de septiembre de 1936 salió de Málaga con el acorazado Jaime I, el crucero Libertad y seis destructores rumbo al mar Cantábrico. Entraron en el Musel el 25 de septiembre. Bombardearon Deva el 27 de septiembre y al día siguiente fondearon en Santander para abastecerse de combustible, partiendo rumbo a Bilbao. Allí permanecieron sin hacer nada hasta el 13 de octubre que la escuadra republicana recibe la orden de regresar al Mediterráneo. Llegó a Cartagena el 19 de octubre.

Comenzó a operar en el Mediterráneo, realizando salidas cortas, como el 25 de octubre, que zarpó con los cruceros Libertad y Méndez Núñez y la flotilla de destructores rumbo a la costa argelina, regresando a Cartagena al día siguiente.

El 22 de noviembre de 1936 fue atacado por el submarino italiano Torricelli cuando se encontraba fondeado frente al puerto de Cartagena. Los daños en el crucero fueron graves, pudo ser remolcado a Cartagena y permaneció inmovilizado dieciséis meses. La reparación del crucero tuvo que ser retrasada a la espera de alargar el dique seco, al ser de menor longitud que el crucero. Las obras se terminaron en el mes de marzo de 1938 y se puso al mando del teniente de navío don Manuel Núñez Rodríguez.

Aunque realizó algunas salidas de Cartagena no tomó parte en ninguna operación importante Tras la sublevación de Cartagena, partió del puerto el 5 de marzo con el grueso de la escuadra republicana y se internó en Bizerta el 11 de marzo de 1939.

A mediados de 1939 fue enviado a Ferrol con los cruceros Galicia, ex Libertad, y Méndez Núñez y los destructores Alsedo y Lazaga. El 11 de junio de 1940 se recibió la orden en Ferrol de comenzar las obras de modernización. A excepción del casco y las chimeneas, se realizó todo nuevo, con un nuevo puente, más espacioso, se suprimió el trípode y la maquinaria fue revisada. Quedó con un desplazamiento de 8.051 toneladas estándar y 9.748 a plena carga. Conservó la misma maquinaria. Su nueva dotación era de 603 hombres. El nuevo armamento de 8 cañones de 152 mm en 4 torres dobles, 16 cañones de 37 mm en montajes dobles, 20 ametralladoras antiaéreas de 20 mm en 5 montajes cuádruples, 6 tubos lanzatorpedos y un varadero de cargas de profundidad. Durante un corto periodo, entre 1947 y 1954, contó con una grúa y un hidroavión Heinkel He 114.

Las pruebas de mar se realizaron en julio de 1945 y entró de nuevo en servicio el 15 de abril de 1946. A mediados de mayo de 1947 visitó el general Franco Palma de Mallorca. Llegó el 16 de mayo a bordo del crucero Miguel de Cervantes, acompañado por los cruceros Galicia y Almirante Cervera, los destructores Ulloa, Gravina, Lepanto, Churruca, Jorge Juan y Ciscar, Sánchez Barcáiztegui, Almirante Valdés. La misma escuadra llegó a Barcelona el 18 de mayo con Franco en visita a la ciudad. Los buques permanecieron en Barcelona durante la estancia de Franco en la ciudad.

El 31 de mayo salieron rumbo a Ferrol con escalas en Cartagena y Cádiz los tres cruceros de la división. Llegaron a Cartagena el 4 de junio de 1947. En el Almirante Cervera enarbolaba su insignia el vicealmirante don Salvador Moreno Fernández.

En julio de 1948 realizó la escuadra maniobras en la costa atlántica. Estaba al mando del vicealmirante don Salvador Moreno Fernández, en el crucero Canarias. Participaron los tres cruceros de la división, Galicia, Cervera y Cervantes, y los destructores Sánchez Barcáiztegui, José Luis Díez, Ciscar, Almirante Valdés, Jorge Juan y Almirante Antequera. La escuadra recaló en Vigo el 10 de julio y salió el mismo día para La Coruña y Ferrol, donde entraron el 13 de julio.

Después de efectuar unas maniobras en la costa de Levante, la escuadra del Norte, al mando de don Salvador Moreno, llegó a Cartagena el 11 de noviembre de 1948. Estaba formada por los cruceros Canarias, Galicia, Cervera y Cervantes, los destructores de la 1ª flotilla y tres submarinos.

En octubre de 1949 realizó Franco una visita oficial a Lisboa, Portugal. Fueron los cruceros Canarias, Galicia, Cervantes y Cervera, acompañados por los destructores Sánchez Barcáiztegui, José Luis Díez, Almirante Valdés, Almirante Antequera, Ciscar y Jorge Juan, que salieron de Vigo y llegaron a Lisboa el 25 de octubre de 1949.

El 7 de noviembre de 1949 fondeó en Palma de Mallorca la escuadra del Mediterráneo al mando del almirante don Pedro Fernández, con el crucero Méndez Núñez y los destructores Alcalá Galiano, Churruca, Gravina y Lepanto, mandando la escuadrilla don Pedro Sans. La escuadra del Atlántico o del Norte fondeó en Cartagena el 4 de noviembre y en Mallorca el 12 de noviembre procedente de Cartagena. Eran los cruceros Cervantes, Almirante Cervera, Galicia y seis destructores de la 1ª flotilla, Antequera, Valdés, José Luis Díez, Sánchez Barcáiztegui, Jorge Juan y Ciscar. Todos los buques se pusieron al mando del comandante jefe de la escuadra don Salvador Moreno Fernández. Para descansar de las maniobras recalaron en Barcelona el 10 de noviembre la división de Mediterráneo, donde permanecerán cuatro días, haciéndose a la mar el 14 de noviembre. La escuadra del Norte, al mando de don Salvador Moreno, regresó a Ferrol el 1º de diciembre de 1949.

A mediados de abril de 1950 el vicealmirante don Luis Vierna y Belando sustituyó a don Salvador Moreno en el mando de la escuadra. En el mes de junio de 1950 tomó parte en unas maniobras en aguas gallegas. La escuadra estaba al mando del vicealmirante Vierna y compuesta por los cruceros Canarias, Galicia, Almirante Cervera y Cervantes y los destructores Sánchez Barcáiztegui, José Luis Díez, Ciscar, Jorge Juan, Valdés y Antequera. A mediados de junio se desplazó a Bilbao para regresar a Marín y continuar los ejercicios de tiro.

El 1º de julio de 1950 se desplazó de nuevo la escuadra de 10 buques de Ferrol a Marín, en esta ocasión para celebrar la festividad de la Virgen del Carmen, permaneciendo en dicho puerto hasta el 22 de julio.

En octubre de 1950 realizó maniobras con la escuadra en aguas entre Cádiz y Canarias. Finalizadas las maniobras, se realizó una revista naval en aguas de la bahía de Cádiz el 30 de octubre de 1950.

En mayo de 1952 llegó a Barcelona para la celebración del congreso eucarístico.

En junio de 1953 se desplazó a la base británica de Spithead para asistir a una revista naval con motivo de la coronación de la reina Isabel II.

Al finalizar las maniobras generales del año 1953, la escuadra realizó un desfile zarpando de Cádiz la tarde del 14 de octubre de 1953 rumbo al cabo de San Vicente. En el buque insignia de la escuadra, el crucero Canarias, embarcaron el jefe del Estado, el general Franco, el jefe del Estado Mayor de la Flota, el almirante Pastor y varios ministros.

En 1956 comenzó a intervenir en el conflicto de Ifni-Sahara. En el mes de mayo llevó a la 13ª Bandera de la Legión, recién creada, al Aaiún en el crucero Miguel de Cervantes y el transporte Almirante Lobo. Finalizadas las operaciones, regresó a la Península en febrero de 1958.

En 1959 quedó inmovilizado en Cartagena. Era el buque insignia de la Agrupación Naval de Instrucción.

Fue dado de baja el 1º de julio de 1964.

Bibliografía:

Aguilera, Alfredo y Elías, Vicente.: Buques de guerra españoles, 1885-1971. Editorial San Martín. Madrid, 1980.

Álvarez-Maldonado Muela, Ricardo.: “50 aniversario del conflicto Ifni-Sáhara”. Revista General de Marina. Enero-febrero 2008.

Blanco Núñez, José María. La construcción naval en Ferrol, 1726-2011. Navantia, 2011.

Cervera Pery, José.: La guerra naval española (1936-39). Editorial San Martín. Madrid, 1988.

Coello Lillo, Juan Luis. Buques de la Armada española. Los años de posguerra. Aqualarga. Madrid. 2000.

González, Marcelino.: 50 Barcos españoles. Fundación Alvargozález. Gijón, 2009.

Diarios ABC, La Vanguardia.

Semanario Vida Marítima.

Compilada por Santiago Gómez.

Todoavante ©

About the author

Comments

Comments are closed.