Biografía de don Francisco José Sánchez Varela y Arias Noguerol

Posted By on 12 septiembre, 2013

 

Jefe de escuadra de la Real Armada Española.

Vino al mundo en la población de San Pedro de Villareda, actual provincia de Pontevedra, el día 15 de junio del año 1739, siendo sus padres, don Pedro Sánchez Varela y Ulloa, del Consejo de S. M., Secretario y Administrador de Rentas, Tabacos y Salinas en Asturias, y doña Teresa Arias Noguerol y Varela y Ulloa.

Sentó plaza de guardiamarina en la Compañía del Departamento de Cádiz, el día 26 de junio del año 1759. Expediente N.º 837.

Como era costumbre, después de realizar sus primeros estudios, se le ordeno embarcar trasbordando de un buque a otro, todos ellos en la comisión de combatir el corso berberisco en el Mediterráneo.

En una de sus arribadas pasó el examen práctico, siéndole entregados los galones de alférez de fragata el día 17 de febrero del año 1766, pasando a la misma comisión de combatir el corso contra las regencias norteafricanas, manteniendo en varias ocasiones combates siendo su bautismo de guerra.

Al arribar se le entregó la Real orden del día 17 de septiembre del año 1767, con el ascenso al grado de alférez de navío, pasando de nuevo a embarcar en diferentes buques con la misma comisión.

Por haber demostrado gran facilidad en el aprendizaje de las ciencias prácticas, por orden superior del día 6 de enero del año 1768, se le destinó como tercer maestro de la compañía de Guardiamarinas del Departamento de Cádiz.

Estando en su destino se le entregó la Real orden del día 1 de junio del año 1773, con su ascenso al grado de teniente de fragata, siéndole ordenado embarcar en la fragata Rosalía, zarpando de la bahía de Cádiz el día 1 de enero del año 1774, formando parte de la oficialidad siendo compañero de don Juan de Lángara, viajando hasta la zona austral, para situar astronómicamente la isla de Trinidad cumpliéndolo tan a la perfección que obtuvo la satisfacción del Gobierno

En agradecimiento S. M. por el buen trabajo realizado firmó y se le entregó la Real orden del día 28 de abril siguiente, notificándole su ascenso al grado de teniente de navío, siendo destinado a servicios en el Departamento.

Por orden superior del día 21 de abril del año 1775, se le ordenó embarcar en el navío Paula, donde por otra Real orden del día 25 continuo, fue nombrado comandante-profesor de los Guardiamarinas, que a bordo hacían sus primeras prácticas de mar. Al regresar del crucero de instrucción, se le ordenó el día 19 de septiembre regresar a dar sus clases a la Compañía.

Encontrándose en el anterior destino, se le entregó la Real orden del día 17 de febrero del año de 1776, con su ascenso al grado de capitán de fragata, permaneciendo en su magisterio, hasta recibir la Real orden del día 20 de junio siguiente, por la que S. M. le ordenaba embarcar en la fragata francesa Boussole, siendo su capitán el teniente de navío La-Borda, navegando en conserva de la Espliegue, pasó a formar parte de los científicos que, desde cabo Espartel hasta las islas de cabo Verde, fueron situando los puntos más sobresalientes para guía de los marinos de la costas de África de ambas naciones.

El resultado fue, que de su manos salieron dos cartas náuticas, las que al ser presentadas en la Villa y Corte y revisadas por los expertos, S. M. ordenó fueran impresas en el año 1787, pasando a ser incluidas en el ‹ Atlas Marítimo de España ›

En el año 1778, por los tratados firmados con Portugal, se formó una expedición, se puso bajo su mando para tomar posesión de las islas de Fernando Póo y Annobón, al mismo tiempo tomó las coordenadas quedando ya fijadas en los mapas españoles, aprovechó el viaje, realizando el mismo trabajo con las islas de Santo Tomé y Príncipe, y el cabo Lope-Gonzalo, por ello ya existía una seguridad en su navegación, al dar a conocer sus posiciones exactas.

Regresó de esta expedición en el mes de abril del año 1779, fondeando en la bahía de Cádiz, recibiendo la Real orden del día 13 de mayo continuo, con su ascenso al grado de capitán de navío, siéndole entregado por Real orden del día 28 siguiente el mando del Rayo.

Continuó al mando de su buque, en diferentes comisiones, hasta que en el año de 1782, S. M. lo envió para formar parte de la comisión de límites entre los territorios de Portugal y España, para ello se le dio el mando de la fragata Catalina, tomó las coordenadas para posicionar astronómicamente las ciudades de Montevideo y Buenos Aires, pasando posteriormente junto al capitán de navío don Diego Alvear a posicionar desde la ciudad de Maldonado hasta el río grande de San Pedro, comisión que les llevó a permanecer en la zona entre los años de 1784 y 1786. De todo ello se escribió una ‹ Memoria › quedando perfectamente aclarados los límites y a que situaciones correspondían los dominios de un país y el otro.

Regresó a la península continuando en la Compañía de Guardiamarinas, estando en ella recibió la Real orden por la que era ascendido al grado de brigadier y posteriormente por otra Real orden del día 10 de diciembre del año 1790, se le exoneró de su destino, pasando a prestar sus servicios junto a don Vicente Tofiño, donde ambos se pasaban días enteros en las observaciones astronómicas, convirtiéndose en el alumno más preparado de Tofiño.

Se le ascendió al grado de jefe de escuadra y por orden de S. M. pasó a Cartagena de Indias, permaneciendo un tiempo en sus trabajos astronómicos, al terminar la comisión pasó a la Habana, donde el día 23 de julio del año 1794 le sobrevino el fallecimiento de enfermedad natural, contaba con cincuenta y cuatro años once meses y ocho días de edad, de ellos treinta y cinco años de extraordinarios  servicios a España.

De sus trabajos quedaron abundantes testimonios en el Deposito Hidrográfico de la Marina. Por sus méritos se le nombró correspondiente de la Real Academia de París y por elección, socio benemérito de la Real Sociedad Vascongada.

A lo largo de su carrera se mostró también como un eminente naturalista, geógrafo y político.

Bibliografía:

Enciclopedia General del Mar. Garriga. 1957, Compilada por el contralmirante don Carlos Martínez-Valverde y Martínez.

Fernández de Navarrete, Martín.: Biblioteca Marítima Española. Obra póstuma. Imprenta de la Viuda de Calero. Madrid, 1851.

Fernández Duro, Cesáreo.: La Armada Española desde la unión de los reinos de Castilla y Aragón. Est. Tipográfico «Sucesores de Rivadeneyra» 9 tomos. Madrid, 1895—1903.

Paula Pavía, Francisco de.: Galería Biográfica de los Generales de Marina. Imprenta J. López. Madrid, 1873.

Válgoma y Finestrat, Dalmiro de la. Barón de Válgoma.: Real Compañía de Guardia Marinas y Colegio Naval. Catálogo de pruebas de Caballeros aspirantes. Instituto Histórico de Marina. Madrid, 1944 a 1956. 7 Tomos.

Compilada por Todoavante ©

About the author

Comments

Comments are closed.