Nalón 1954

Posted By on 18 enero, 2014

Foto del dragaminas Nalón. Procedencia desconocida.

Foto del dragaminas Nalón. Procedencia desconocida.

Suscritos los acuerdos del Plan de Defensa y Ayuda Mutua con los EE. UU., se incluyeron la entrega de 12 dragaminas costeros con casco de madera. Fueron construidos en varios astilleros, por lo que había diferencias entre los doce dragaminas, generalmente de poca importancia, en equipos, superestructuras y pequeñas diferencias en la eslora.

El primero de ellos, el Nalón, fue el ex norteamericano AMS-139, pertenecía a la clase Bluebird o Adjuntant, con casco de madera, antimagnético.

Fue construido en los astilleros South Coast Co. en Newport, California, para la Marina francesa. Fue botado el 31 de noviembre de 1952, finalizó su construcción el 1º de febrero de 1954.

Con un desplazamiento de 360 toneladas, 383 a plena carga, medía 44 metros de eslora, 8,24 de manga, 3,87 de puntal y 2,6 de calado máximo. Tripulación compuesta por 39 a 43 hombres.

Disponía de dos motores diesel General Motors de 800 caballos y dos hélices. Alcanzaba una velocidad de 13,6 nudos y una autonomía de 1.625 millas a 13 nudos y 3.900 a 7 nudos.

Armado con 2 cañones antiaéreos de 20 mm y 2 ametralladoras de 12,7 mm en montajes dobles, además del equipo de rastreo para explosionar las minas de contacto, magnéticas y acústicas.

Contaba con un radar de navegación TM626 o RM914 y un sonar buscaminas UQS-1.

Fue entregado a la Armada española en el puerto de San Diego. Recibió el nombre de Nalón el 16 de febrero de 1954, el mismo día de su entrega a la Armada, con el numeral de costado M-21.

En 1954 realizó prácticas de navegación con la tripulación española. Se hizo cargo de su mando el teniente de navío don Luis de la Sierra Fernández. El 25 de junio de 1954, después de seis meses de estancia y adiestramiento en EE.UU, llegó a Ferrol. Su dotación estaba compuesta por su comandante, tres oficiales y 32 marineros.

Salió de Ferrol rumbo a Gijón, donde recibió su bandera de combate en el puerto de Musel el 1 de julio de 1954, ofrecida por el ayuntamiento de Sama de Langreo. El dragaminas Nalón visitó Cartagena por primera vez el 24 de septiembre de 1954.

Cuando comenzaron a llegar los primeros dragaminas de la clase Nalón, fueron designados como dragaminas del tipo “B” en julio de 1955, con los que se creó a finales de los años 50 la 2ª escuadrilla basada en Porto Pi, Palma de Mallorca. El primer comandante de la escuadrilla fue el capitán de fragata don Juan de Lara y Dorda.

A comienzos del mes de octubre de 1955 permaneció en Barcelona por unos días el jefe del Estado general Franco. El día 4 de octubre llegó al puerto la escuadra al mando del almirante Abárzuza, con insignia en el crucero Canarias. La escuadra estuvo haciendo maniobras en el Mediterráneo desde el 20 de septiembre. Entre ellos se encontraban los dragaminas Nalón, y Llobregat, mandados por los tenientes de navío don Manuel Carlos López-Lóriga Pérez y don José María Delgado de la Serna. La escuadra salió de Barcelona la noche del 8 de octubre y puso rumbo a las islas Baleares.

El 19 de octubre de 1957 entraron en Alicante varias unidades de la Armada, los cruceros Canarias y Méndez Núñez, 8 destructores, 2 remolcadores y una escuadrilla de dragaminas compuesta por el minador Tritón y los dragaminas Nalón, Llobregat, Ulla, Júcar y Miño.

A finales de octubre de 1957 se realizaron unas maniobras en aguas de Palma de Mallorca. Tomaron parte los dragaminas Llobregat, Júcar, Miño, Nalón y Ulla, de la 2ª escuadrilla, mandada por el capitán de fragata don Pedro Español Iglesias, que tenía izada su insignia en el minador Tritón. Los años siguientes realizaron otras maniobras en aguas de las islas Baleares.

A partir de 1960 se crean las tres escuadrillas de dragaminas con base en cada uno de los departamentos marítimos. El Nalón y sus gemelos Tajo, Duero y Júcar, del tipo “B”, y los Guadiaro y Tinto, del tipo “A”, además del minador Eolo, como buque nodriza, se encuadraron en la primera escuadrilla con base en Cádiz.

La mañana del 16 de agosto de 1961 llegaron a Sevilla desde Cádiz los dragaminas Nalón y Tajo, mandados por los tenientes de navío González Camino y Rodríguez Carreño. El motivo de su visita era estudiar durante dos semanas la influencia de las aguas fluviales en los cascos de los buques modernos.

La mañana del 24 de abril de 1962, comenzaron unas maniobras en aguas de Málaga en las que participaron varios buques de la Agrupación Naval del Estrecho, al mando del contraalmirante Ricardo Benito Ferrera. Tomaron parte el crucero Príncipe Alfonso, buque insignia, un destructor, cuatro corbetas, varias barcazas y lanchas de desembarco y los dragaminas Guadiaro, insignia de la escuadrilla, Tinto, Tajo, Duero, Nalón y Júcar. Las maniobras finalizaron el 27 de abril.

La mañana del 11 de octubre de 1962 llegaron al puerto de Santa María los dragaminas Nalón y Duero, mandados por los tenientes de navío García Alonso y Dueñas Pastor. Permanecieron en el puerto hasta el 14 de octubre para celebrar el día de la Hispanidad.

La 1ª escuadrilla efectuó maniobras en aguas del estrecho y el Mediterráneo. En el verano de 1963 participaron varios dragaminas portugueses y en el otoño de 1964 se realizaron otras maniobras hispano-portuguesas en aguas de Lisboa.

El 4 de diciembre de 1964 llegaron a Palma varios buques franceses, diez dragaminas, para realizar en las islas Baleares las maniobras “Cabrera-64”, consisten en operaciones de dragado de minas. Por parte española, participaron los minadores Eolo y Neptuno y doce dragaminas. Las maniobras finalizaron el 12 de diciembre.

La 1ª escuadrilla siguió realizando ejercicios en el Mediterráneo. En mayo de 1966 se unieron las tres escuadrillas y realizaron unas maniobras en el Mediterráneo. Los tres minadores y los dragaminas estaban al mando del capitán de navío don Gabriel Pita da Veiga.

Entre el 10 y el 15 de octubre de 1966 se iniciaron unas maniobras hispano-portuguesas llamadas “Ibarex-66” en la costa de Lisboa. Tomaron parte los dragaminas españoles de la 1ª escuadrilla con base en Cádiz y mandada por el capitán de fragata don Luis González Martínez, formada por el Guadiaro, Tajo, Júcar, Duero y Nalón, y cinco dragaminas portugueses.

La mañana del 30 de septiembre de 1968 llegó a Lisboa la 1ª escuadrilla de dragaminas al mando del capitán de fragata don Feliciano Mayo Jaimez, formada por el minador Eolo y los dragaminas Guadiaro, Tinto, Nalón, Júcar, Tajo y Duero. Los días siguientes efectuaron unas maniobras con buques portugueses en aguas del puerto de Lisboa.

Entre el 15 y el 25 de octubre de 1969 se realizaron en el golfo de Cádiz las maniobras “Iberex-69” de medidas contra minas con buques españoles y portugueses. Participaron los dragaminas portugueses Lajes y Santa Cruz, mandados por el capitán de fragata don Sebastiao Alves dos Santos, y los españoles Guadiaro, Tinto, Nalón, Júcar, Duero y Tajo. Mandaba la 1ª escuadrilla de dragaminas el capitán de fragata don Gabino Aranda de Carranza.

El 7 de octubre de 1970 comenzaron unas maniobras en aguas portuguesas con la 1ª escuadrilla de dragaminas españoles, mandada por el capitán de fragata don Gabino Aranda Carranza. La escuadrilla estaba compuesta por el minador Eolo, los dragaminas Guadiaro, Tinto, Nalón, Júcar, Duero y Tajo y el buque de salvamento Poseidón. Las maniobras finalizaron el 17 de octubre, cuando la escuadrilla abandonó Lisboa.

A partir del 1 de mayo de 1971, los doce dragaminas de la clase Nalón pasaron a formar el Grupo de Dragaminas, afecto a la Zona Marítima del Mediterráneo, mientras los nuevos dragaminas clase Guadalete se fueron incorporando a la 1ª escuadrilla.

Del 1 al 7 de julio de 1971 se realizó la III Semana Naval del Mar de Alborán en aguas de Melilla y del 8 al 13 de julio en Almería. Participaron más de treinta buques de la Armada, entre ellos el Nalón y otros ocho dragaminas.

Entre el 1 y el 3 de octubre de 1971 llegaron a Vigo ocho dragaminas franceses, comenzando el día 4 las maniobras “Marindra-71”, con una duración de dos semanas, con la escuadrilla de dragaminas españoles formada por el minador Tritón, los dragaminas Nalón, Sil, Turia y Tajo, los patrulleros Procyón, Pegaso y Serviola, el remolcador RR-20 y el buque de salvamento Poseidón. Mandó la flotilla española el capitán de fragata don Euclides Franco.

El 5 de agosto de 1973 se celebró en La Coruña el “Día de la Marina”, organizados por el ayuntamiento coruñés, con una parada militar. A este efecto llegaron a puerto el día anterior el crucero Canarias, el destructor Oquendo, la fragata Vicente Yáñez Pinzón y los dragaminas Odiel, Nalón y Tajo.

En las costas gallegas se realizaron las maniobras “Maribdra-73” entre finales de octubre y el 5 de noviembre de 1973 con buques españoles, franceses y alemanes. Por parte española participaron la fragata Vicente Yáñez Pinzón, insignia del capitán de fragata don Blas Osorio, jefe de la flotilla, los dragaminas Miño, Sil, Turia, Odiel, Nalón, Tajo y Navia, el remolcador RR-20 y los patrulleros Procyón y Pegaso.

El presidente del gobierno, don Carlos Arias Navarro, junto a varios ministros, presenció en la bahía ferrolana el 28 de agosto de 1974 varios ejercicios navales de los buques de guerra, el portaaeronaves Dédalo, cuatro destructores, dos fragatas y los dragaminas Nalón, Tajo, Sil, Turia, Miño y Odiel.

El 18 de octubre de 1976 comenzaron unas maniobras en el golfo de Almería de detención y rastreo de minas. Participaron los dragaminas Guadalquivir, Guadiana, Guadalmedina, de la 1ª escuadrilla, Ebro, Júcar, Duero y Genil, de la 2ª escuadrilla, y Nalón y Tajo de la 3ª escuadrilla. También participaron la corbeta Atrevida, el buque de salvamento Poseidón y otros buques menores.

En 1980 fue convertido en patrullero con el nuevo numeral PVZ-51 y con base en Marín, al igual que los dragaminas Miño, Sil, Ulla y Turia, aunque conservó su equipo de rastreo.

Años después se incorporó a la Patrulla de Vigilancia de Zona con el numeral P-51. Quedó basado en Marín junto al dragaminas Ulla.

Dado de baja en 1993. En 1999 se hundió su casco para crear un arrecife artificial en la bahía de Mazarrón.

Bibliografía:

Aguilera, Alfredo y Elías, Vicente.: Buques de guerra españoles, 1885-1971. Editorial San Martín. Madrid, 1980.

Coello Lillo, Juan Luis.: Buques de la Armada española. Los años de posguerra. Aqualarga. Madrid, 2000.

Diarios ABC, La Vanguardia.

Compilada por Santiago Gómez.

Todoavante ©

About the author

Comments

Comments are closed.