Biografía de don Antonio Luis del Real Oviedo y Lombardón

Posted By on 16 mayo, 2014

Teniente general de la Real Armada Española.

Vino al mundo en la ciudad de Valencia en 1742, siendo sus padres don José del Real Oviedo y Galleti, y doña María Magdalena Lombardón y Alera.

Fue enviado a Madrid para preparar sus estudios, realizándolos en la Real Academia del Colegio Imperial, siéndole concedida por el rey don Fernando VI una pensión en 1753, disfrutándola hasta ser graduado como alférez de fragata el 18 de marzo de 1757, recibiendo la orden de embarcar en comisión de corso por el Mediterráneo, en 1759 recibió la orden de trasbordar al navío Vencedor, comisionado en corso por el océano, poco después trasbordó al Terrible en la escuadra del general don Juan José Navarro, e insignia del jefe de escuadra don Carlos Reggio, zarpando de Cartagena del 19 de agosto, arribando a Nápoles el 27 siguiente, embarcando la Real familia de don Carlos III el 7 de octubre siguiente, arribando a Barcelona el 16 seguido, regresando a Cartagena el 2 de noviembre continuo.

En agradecimiento el nuevo Rey firmó una promoción especial para todos los oficiales que habían participado en su viaje, por ello le fue entregada la Real orden del 13 de julio de 1760 con su ascenso al grado de alférez de navío, un tiempo más tarde se le ordenó embarcar en el Atlante, zarpando en comisión con rumbo a Nápoles, regresando a la bahía de Cádiz, donde se le ordenó trasbordar al Soberano, zarpando con rumbo a la Habana incorporado a la escuadra del marqués del Real Transporte.

Al ser declarada la guerra al Reino Unido fue atacada la ciudad de la Habana comenzando los combates el 6 de junio de 1762, participó en la defensa de la Cabaña, pasando después al Morro, al ser conquistado pudo escapar para continuar la defensa en la Puerta de la Punta, habiendo recibido dos heridas en este tiempo, continuando en su defensa hasta la entrega de la ciudad por la Junta el 12 de agosto seguido al almirante británico Pocock, fue hecho prisionero siendo transportado junto a sus compañeros a la bahía de Cádiz en el transporte Hopevel, uno de los dieciocho en que fueron repatriados, arribando el 31 de octubre siguiente.

Se le concedió una licencia para recuperarse de sus heridas, al estar restablecido embarcó el 1 de enero de 1763 en el navío África, pasando al Departamento de Ferrol, donde trasbordó al Guerrero zarpando en un tornaviaje conduciendo tropas y pertrechos de guerra a las islas Afortunadas, pasando a su regreso al Mediterráneo en comisión de corso, al arribar a Cartagena le fue entregada la Real orden del 15 de enero de 1766 con su ascenso al grado de teniente de fragata.

Recibió la orden de trasbordar el 9 de marzo de 1767 al jabeque Gamo, prosiguiendo en la comisión de corso, al arribar de uno de sus cruceros se le entregó la Real orden del 15 de junio de 1769 notificándole su ascenso al grado de teniente de navío, con la orden de trasbordar a la fragata Santa Clara, más tarde lo hizo sobre la Santa Lucia en la escuadra del general don Francisco Hidalgo de Cisneros, sin dejar la comisión de combatir a las regencias norteafricanas, así como en 1775 acudir al socorro de la plaza de Melilla, al hallarse sitiada por los moros por orden del sultán Sidi Mohamad ben Abdalá, quien le puso sitio el 10 de diciembre, pero la acción de la Armada permitió reforzar la plaza y los días que la mar lo permitía bombardear las posiciones enemigas, todo esto mermó fuerzas a los enemigos llegando a mediados de marzo de 1776, cuando casi sin verlos fueron desapareciendo.

Por Real orden del 17 de febrero de 1776 fue ascendido al grado de capitán de fragata, por otra Real orden del 23 de noviembre de 1776, fue nombrado segundo oficial de la Secretaria de Estado del Despacho Universal de Marina, encontrándose en su destino le fue entregada la Real orden del 13 de mayo de 1778 con su ascenso al grado de capitán de navío, alcanzando el empleo de oficial mayor en la Secretaría por Real orden del 12 de mayo de 1781.

Por Real orden del 21 de diciembre de 1782 fue ascendido al grado de brigadier.

Permaneció en su puesto de la Secretaría hasta recibir la Real orden del 14 de enero de 1789 con su ascenso al grado de jefe de escuadra, siendo nombrado Consejero del Supremo de la Guerra, sin pérdida de su cargo de Director de la Junta de Gobierno del Monte Pío militar

Por Real orden del 5 de octubre de 1802 fue ascendido al grado de teniente general, siéndole concedida por su avanzada edad la jubilación en los cargos anteriores.

Falleció en Madrid en 1808, sin saberse la fecha exacta por su anterior jubilación, caso muy raro en la época.

Bibliografía:                              

Cárdenas Piera, Emilio de.: Caballeros de la Orden de Santiago. Siglo XVIII. Ediciones Hidalguía. Madrid, 1977 — 1996. Del tomo VI al IX. De IX.

Fernández Duro, Cesáreo.: La Armada Española desde la unión de los reinos de Castilla y Aragón. Est. Tipográfico «Sucesores de Rivadeneyra» 9 tomos. Madrid, 1895—1903.

Paula Pavía, Francisco de.: Galería Biográfica de los Generales de Marina. Imprenta J. López. Madrid, 1873.

Compilada por Todoavante ©

About the author

Comments

Comments are closed.