D-25 Jorge Juan

Posted By on 18 junio, 2022

D-25 Jorge Juan. Entrega en Barcelona. Autor desconocido.

Era un destructor USA de la clase Fletcher donde fue bautizado DD-678 Mc Gowan, al ser recibido le correspondía el número 45, pero que se sepa nunca llego a llevarlo, pasando directamente al del numeral de este historial.

Construido en Federal Shipbuilding and Drydock Company, Kearny, Estado de Nueva Jersey. Comenzó su construcción al poner su quilla el 30 de junio de 1943, botándose el 14 de noviembre de 1943 y entregado a la US Navy, 20 de diciembre de 1943.

Características: Desplazamiento: 3.050 t. Dimensiones: Eslora: 114,173 m. por 12’11 de manga, puntal: 7,20 m. y calado medio, de 5,56 m. Maquina: 2 turbinas Allis Chalmers, con engranajes de doble reducción y tipo doble helicoidal FALK, alimentadas por 4 calderas Babcock-Wilcox, dando un máximo de 66.000 CV.; con 2 hélice tripalas. Combustible: fuelóleo 650 t. Velocidad: máxima 35 nudos. Autonomía: 4.700 millas a 13 nudos, 4.400 a 15, 1.260 a 30 y a 35, 860.

Armamento: 5 cañones  de 127/38 mm Mk 30 DP; 6 cañones Bofors A/A de 40 mm, 7 Oerlikon de 20 mm; 5 tubos lanzatorpedos de 533 mm; 6 lanzacargas de profundidad y 2 racks de cargas de profundidad.

Protección: Lateral 19 mm, sala de máquinas y cubierta 13 mm.

Más tarde fue modernizado, quedando su armamento en, 4 cañones de 127/38 mm Mk 30 DP; 3 montajes dobles 76,2/50 mm Mk 33 DP; 1 afuste lanzatorpedos triple de 533 mm para torpedos Mk 15; 2 canastas MK 4-1 para torpedos buscadores ASW Mk 32 de 325 mm; 2 erizos MK 11 ASW; 4 morteros Mk 6 y 1 varadero Mk 9 para carga de profundidad.

Planta eléctrica: 2 grupos turbogeneradores General Electric de 250 KW cada uno, un grupo de emergencia diésel-eléctrico de 100 KW (motor diésel General Motors 3-26 y generador General Electric).

Electrónica: Radar de búsqueda AN/SPS-6C 2-D aéreo y un AN/SPS-10 de superficie. Dirección de tiro: Mk 37 con radar Mk 25 (127 m/m), Mk 56 con radar Mk 35 (76,2 mm), 2 directores ópticos Mk 63 con radar AN/SPG-34 (76,2 mm) y Mk 27 para torpedos. Contramedidas: ESM: AN/WLR 1; Señuelos: Mk6 Fanfare. Sonar: AN/SQS-29 casco .Tripulación, 281 efectivos.

Tuvo una destacada participación en la campaña del Pacífico, al estar presente en la conquista de las Marianas, Palaos, Filipinas, Iwo Jima y Okinawa, además de colaborar en diversas acciones de hostigamiento sobre el territorio metropolitano japonés y el septentrional archipiélago de las Kuriles.

En todas estas operaciones desempeñó un activo papel en funciones de escolta antiaérea y antisubmarina, vigilancia radárica y apoyo artillero a acciones anfibias, pero el punto culminante de su historial es sin duda su intervención en el decisivo combate del golfo de Leyte, el mayor de todos los tiempos, por la cantidad de buques enfrentados de ambos contendientes.

Encuadrado en la Task Forcé (Fuerza Operativa) 77, al mando del vicealmirante T. C. Kinkaid, formó parte del grupo de destructores asignado a la cobertura de los accesos al estrecho de Surigao, lugar donde se desarrolló un breve pero intenso combate nocturno el 25 de octubre de 1944, el cual terminó con la casi total aniquilación de las fuerzas aeronavales japonesas al mando respectivo de los almirantes Nishimura y Shima.

Junto a los destructores Melvin, Remey y Mc Gowan realizó un ataque nocturno con torpedos contra el grueso japonés, en el que resultó alcanzado y destruido con toda su dotación el acorazado del Imperio Naciente Fuso, de más de 39.000 toneladas de desplazamiento y terminado en 1915. En esta acción, el Mc Gowan lanzó no menos de nueve torpedos, aunque es prácticamente imposible saber cuántas de estas armas acertaron al Fuso y a qué destructor pertenecían, los tres buques después de efectuado el lanzamiento viraron, tomando su relevo otras unidades aliadas.

Al producirse la rendición incondicional de Japón en agosto de 1945, el McGowan tomó parte en los trabajos de ocupación hasta octubre, cuando recibió la orden de regresar a los EE UU, quedando anclado en situación de reserva a partir del 30 de abril de 1946 en San Diego (California).

Al igual que en el caso del Jarvis, (nuestro Alcalá Galiano) la guerra de Corea supuso su vuelta al servicio activo desde el 6 de julio de 1951, realizando en aquel escenario diversas misiones de apoyo artillero; al concluir la guerra, el destructor pasó a incorporarse a la 6ª Flota destinada en el mar Mediterráneo, tomando parte en el seguimiento de la crisis del canal de Suez (que terminaría en guerra en 1956), y en la intervención estadounidense en el Líbano en julio de 1958.

Tras ser elegido a finales de 1960 para su transferencia a España, antes de su entrega pasó una revisión total de su estado, por ser muy necesaria por sus mucho años en activo, el McGowan se desplazó a Barcelona, quedando fuera de comisión en la US Navy el 30 de noviembre, porque en octubre anterior, se había llegado al acuerdo entre ambos países de su cesión, como todos sus hermanos por préstamo por cinco años, por la aplicación del tratado de asistencia militar; como paso previo a la ceremonia de cesión a nuestro país, la cual tuvo lugar en el puerto de la Ciudad Condal al día siguiente, 1 de diciembre seguido.

Al ser recibido se le cambio el nombre por el de Jorge Juan, nombre de un insigne marino y sobre todo un científico e ingeniero naval del siglo XVIII, fue el único de los Cinco Latinos que la transferencia se realizó en un puerto español, porque el resto siempre fueron en los puertos norteamericanos de San Francisco y Filadelfia, con una pareja en cada ciudad, siéndole asignado el numeral D-25.

Fue asignado a la 21 Escuadrilla de Destructores, con base en Cartagena, lo cual se deduce por haberse comentado, ser incorporado a Los Cinco Latinos. En noviembre de 1961, participa en unas maniobras con las Marina Francesa, en aguas de Cartagena en las que sobre todo se trató el tema de la lucha contra-submarina, así como el petróleo en alta mar y el trasbordo de pesos entre los buques, cuestiones no fáciles pero muy practicadas en la II G.M. y había que ponerse al día.

A finales de diciembre de 1961, participó en unas maniobras anglo-españolas denominadas SPANEX 3 en aguas de Malta; a su regreso queda incorporado a la fuerza F del Departamento marítimo de Cartagena, siendo la 21 Escuadrilla la base principal de la fuerza, y pasando a perder el nombre de contra-submarinos, quedando en Destructores.

En diciembre de 1963, participa en una nueva edición de estas maniobras, esta vez en aguas de Cádiz; en 1966 queda en situación de reserva, por pasar una modernización de su armamento y electrónica, sobre todo la incorporación de los nuevos torpedos contra-submarinos, modelo MK-32, ya descrito arriba, siendo el único que fue entregado ya con el palo trípode.

D-25 Jorque Juan. Autor desconocido.

En abril de 1967, participó junto a otras unidades navales españolas en las maniobras conjuntas hispano-estadounidenses SPANEX 67 en aguas de Cerdeña; en octubre seguido, le tocó el turno en otras maniobras, esta vez junto a unidades francesas en las denominadas Faraón III.

En noviembre de 1969 ocurrió un caso no explicado, aunque sí muy probable que lo fuera, porque se recibió una llamada de auxilio del pesquero Agustín Rojas, cuando se encontraba con las redes lanzadas, a unas tres millas de cabo Cope (muy cercano a Águilas), porque su casco era arrastrado por “algo” que se había enredado en ellas, zarparon de inmediato los destructores Almirante Valdés y éste, más el sumergible Almirante García de los Reyes, quedando libre el pesquero al romperlas, lo cual se apreció al conseguir recuperar lo que quedaba de ellas, algo más tarde se unió a las unidades el buque de salvamento Poseidón, el cual gracias a que se rompieron no tuvo que rescatar a nadie, pero no contentos comenzaron a barrer la mar con su equipos, logrando averiguar era un submarino, pero éste a pesar de ser llamado por todos los medios y redes de comunicación, no respondió, desapareciendo en la mar.

Después de varias firmas de renovación del préstamo, la Marina pudo comprar el buque en propiedad, por un precio simbólico el 1 de octubre de 1972, cuando ya realmente no era una unidad totalmente moderna, al igual que sus cuatro compañeros.

En 1974 se le montan otro armamento, siendo los nuevos tubos triples, para lanzar los torpedos acústicos de 325 mm, mencionados en su modernización de armamento arriba. En octubre participó en la búsqueda de un avión, modelo Albatros de Gruman AN1-A1, por haberse perdido el contacto con él entre el cabo de Palos e Ibiza, sólo lo pudo detectar y con gran trajo se recuperó parte del fuselaje, quedando de manifiesto que su tripulación había muerto en el amerizaje forzado.

En julio de 1975, se le ordena trasladar al pesquero con bandera de Italia, Candi de Facio por haber sido apresado al estar faenando en aguas del Sahara, sin conocimiento de las autoridades españolas, dejándolo a buen resguardo en el puerto de La Luz. En noviembre seguido, por las tensiones con Marruecos, causadas por el tema de la Marcha Verde sobre el Sahara español, fue uno de los trece buques desplegado en Las Palmas de Gran Canaria por la Armada Española.

Decir que la Armada tenía por costumbre, realizar al menos dos maniobras por Departamento anuales, a ello se sumaba la digamos general en la que participaban, parte de todos ellos, así como el apoyo al desembarco por maniobras de la Infantería de Marina, a parte las comisiones particulares de cada unidad, resultando que al final del año, se había navegado de promedio, en torno a 90 días por buque, entre estas y las participaciones con otros países, de las cuales algunas se mencionan.

Al pasar a segunda situación, en 1983 fue destinado a la Zona Marítima del Cantábrico, desempeñando funciones de patrullero de altura, en la FUVIMAR (Fuerzas de Vigilancia Marítima) y de representación principal de cada Capitanía General.

Su última acción fue, el 14 de diciembre de 1984, cuando en aguas de su responsabilidad, al serle comunicada la presencia de un buque con bandera griega, el Cristina con posible contrabando, permaneció a la espera hasta divisarlo y apresado el buque entro en Ferrol, quedando demostrado era así, al ser registrado de quilla a perilla.

Después de 28 años de servicio en la Armada Española y otros 13 en la Navy, fue dado de baja el 15 de noviembre de 1988 en la LOBA, pasando a desarme, más tarde fue vendido para desguace.

Bibliografía:

Anca Alamiño, Alejandro. Buques de la Armada Española del siglo XX. Ministerio de Defensa. Madrid 2008.

Coello Lillo, Juan Luis: Buques de la Armada Española, los años de la postguerra. Aldaba. 1995.

Coello Lillo, Juan Luis: Buques de la Armada Española. La ayuda Americana y el programa de modernización. Aldaba. Curiosamente sin año de edición.

Fernández Núñez, Pedro. Mosquera Gómez, José María y Budiño Carlés, José Manuel. Buques de la Armada Española-Historiales 1700-2014. Instituto de Historia y Cultura Naval. Fundación Alvargonzález. Gijón, 2014.

Jane’s Fighting Ships 1961-62. Raymon V.B. Blackman. Sampson Low, Marston & Co. Ltd.

Ricardo Álvarez-Maldonado Muela: Crónica de la Armada Española (1939-1997). Empresa Nacional Bazán 1997. Edición no Comercial.

Salgado Alba, Jesús.: El Buque de Escolta en la Armada Española. Colección Bazán. Madrid, 1989.

Todoavante ©

About the author

Comments

Comments are closed.