P 32 Argos May Quen Tabacalera N 3

Posted By on 25 octubre, 2021

Construido por Scott en Kinghorn. Reino Unido. 1906.

Desplazamiento: 218 tn. Dimensiones: Eslora 37’5 por 7’8 de manga y 4’28 metros de calado. Máquina Alternativa de triple expansión con 326 C.V., dos calderas cilíndricas, carbón. Velocidad: máxima 10 nudos.

Era el May Quen un remolcador británico que fue comprado, por la Compañía de Salvamento Pérez Alejo, siendo renombrado por el de este historial, continuando en su quehacer como a tal remolcador, pasando en 1913 como buque de vigilancia de Tabacalera Nº 3, en 1921 fue comprado por Pesquerías Coruñesas, pasando a Corcubión como remolcador de auxilio, el 11 de junio de 1934, participo en el intento de salvar al crucero Blas de Lezo, cuando encallo al pasar por el Centolo.

Al producirse el alzamiento fue incautado por los nacionales y armado en Ferrol con un cañón Nordenfelt de 57/37 m/m y otro Vickers de 47/50 m/m, y numerado como P-32, el 21 de agosto se le entregó el mando al teniente de navío D. Ramón Liaño de Vierna y destinado a la base de Ribadeo, el 3 de septiembre de 1936 navegando en pareja con el Juan Ignacio, divisan al sumergible C-5 en superficie, estaba parado con los diésel en marcha, a 7 millas al Norte de Luarca, el Argos a tan sólo 300 metros, por ello intento abordarlo, al mismo tiempo comenzó a dispararle, observándose haber acertado en tres ocasiones en la vela, (afirmación del comandante del Juan Ignacio) recibiendo como respuesta una rociada de proyectiles de ametralladora, a pesar del fuego que recibía llegó a estar a 150 metros, aumentando la velocidad en ese momento para pasarlo por ojo, el enemigo optó por sumergirse, por ello sólo le rascó un poco el casco, al mismo tiempo se notificó su presencia al resto de la flotilla, pero sin verlo más.

Variando rumbo al monte Santa Ana, en Cubillero, que bombardearon a las 08:00, estando en ello a las 08:30 se les comunicó por otra pareja, (al parecer eran el Denis y el remolcador Galicia) de nuevo el avistamiento del sumergible, variando otra vez rumbo al lugar del avistamiento, por ello a las 09:15 lo avistaron aproando a él, el Juan Ignacio se encontraba a 7.000 metros de distancia del objetivo, como éste era el mayor alcance de su pieza 76’2 m/m, rompió el fuego, el C-5 a su vez respondió con su pieza de igual calibre, consiguiendo centrar el fuego sobre el bou, cayendo los proyectiles muy cercanos, obligándole a zigzaguear para evitar ser alcanzado, sobre las 11:00 un avión nacional le dejo caer varias bombas, pero ninguna hizo blanco, consiguiendo que el enemigo buscara refugio sumergiéndose y desaparecer de la superficie.

Por no llevar cargas de profundidad y ya estando a unos 4.500 metros de donde se había sumergido, los dos bous arrumbaron a Gijón, por si la intención del sumergible era entrar en este puerto, a las 12:30 hizo acto de presencia el destructor Velasco, quien por si acaso lanzó varias cargas de profundidad, quedando reunidas a la vista la flotilla al completo a las 13:00, al no salir nada a superficie optaron, por haberse quedado sin munición la pareja de bous puso proa a Ribadeo, donde entraban a las 03:00 del 4, de paso embarcaron agua para su caldera, (de hecho el Juan Ignacio, le había lanzado 200 proyectiles con sus dos cañones).

El siguiente 11 de septiembre al mando del teniente de navío D. Federico Pinto y Zalba, porque su anterior comandante Liaño, se vio obligado a ser ingresado en el hospital de Ribadeo; el mismo día junto al Ciriza nº 4, apresaron al vapor Alfonso Senra, cuando se encontraba a la altura del cabo Torres, el 20 seguido recibió aviso de la presencia de dos sumergibles, por ello salió de su base junto al Juan Ignacio y Ciriza nº 4 con rumbo al lugar predeterminado, separándose para cubrir más mar, no encontrando a nadie, pero en la mañana del 21 avistaron, no a dos, sino a cuatro, pero a su vez vistos por ellos se sumergieron, resultando imposible saber dónde se encontraban, continuando en su vigilancia.

Sucedió que esa misma noche, se avisó desde Cádiz del paso de la escuadra gubernamental con rumbo al Cantábrico, por esta razón y al no tener defensas suficientes para defenderse de un ataque, sobre todo por la presencia en la escuadra del acorazado Jaime I, se dio la orden desde Ferrol de pasar todos los bous a este arsenal, saliendo de Ribadeo el 22 continuo, entrando en él el 23 por la mañana.

Durante su estancia en Ferrol, el Comandante General del Departamento Marítimo de Cantábrico, ordeno salieran los bous Juan Ignacio, y los remolcadores Ferrolano y éste con rumbo a Vigo, para minar la entrada de éste puerto, permaneciendo en la protección de esta ría, hasta saber que la escuadra gubernamental cruzaba a 100 millas de Ferrol, con rumbo al Sur y destino a su base en el Mediterráneo.

Al constituirse el 9 de noviembre de 1937 la Comisión de la Armada para el Salvamento de Buques, por un Decreto, aunque fue modificada por un segundo el 9 de febrero de 1939, cumpliendo el primero al ser liberado el Norte peninsular, fue incorporado a ella contribuyendo al rescate del destructor Ciscar, el petrolero Elcano y el remolcador Leizarán, al finalizar con estos trabajos que fue una larga tarea, por la cantidad de buques dañados en los puertos, por efecto de los bombardeos aéreos, fue desarmado y entregado a su propietario, quien lo vendió en enero de 1941 a Armadores de Buques pesqueros.

Pero casi seguido fue fletado por la Armada, en la que permaneció con el numeral RA-2, con base en Ferrol, hasta que la Corporación por falta de estos buques lo adquirió el 31 de mayo de 1940, donde se le renombró RR-12, en 1941 se le renumero como RR-15, continuando en su base anterior, en 1954 por orden paso a Cartagena donde quedó incorporado, pero con el numeral RA-3, al año siguiente en enero se celebraron en aguas de Tarragona, las maniobras navales ADVEX 1-55 de la VI Flota, estando en ellas se desató un fuerte temporal de Levante, a causa de él día 27 el USS Megara ARVA-6, (1) varó en la playa de la Pineda, de donde lo sacó a flote aprovechando la pleamar, dejándolo a salvo.

Aclarar que curiosamente, hubieron dos Argos al mismo tiempo y en alguna ocasión quizás coincidieran, lo que a algunos historiadores les lleva a confusión, éste era mucho más grande que su homologo, no teniendo casi oportunidad de verse, (excepto durante el tiempo de estancia de la Flota gubernamental en el Cantábrico) por estar destinados ambos a la vigilancia de las rías bajas, mientras que como se puede comprobar, éste permaneció casi siempre en el Cantábrico, y fue numerado como P-32, posiblemente para que el mando no confundiera uno con otro. Éste buque, era la ex-LST-1095, de 1.625 tn, de desplazamiento, y 4.050 a plena carga, por su indicativo, era el destinado en la Flota, transportando repuestos de todo tipo para reparar los aviones, quizás al ser un buque plano en su obra viva, precisamente para varar en playas, no fuera muy complicado devolverlo a su líquido elemento.

Bibliografía: Para leer clicar sobre ella.

Todoavante ©

https://www.todoavante.es/index.php?title=P_32_Argos_May_Quen_Tabacalera_N_3

About the author

Comments

Comments are closed.